Este limpiador de cocinas es tan eficaz que quita rápidamente la suciedad, no es tóxico, es biodegradable y no ha sido testado en animales. No contiene esencias sintéticas.

Puedes usarlo para limpiar el horno, fregadero, azulejos, suelo, frigorífico, armarios, etc. Con sustancias naturales extraídas del azúcar y aceites esenciales de naranja y romero.

Cuenta con aval ecológico de Dinamarca, uno de los países más estrictos y exigentes con la legislación medioambiental.

En botella de 500 ml, 100% reciclable.